Cómo encontrar a las truchas; Introducción.

///Cómo encontrar a las truchas; Introducción.

Cómo encontrar a las truchas; Introducción.

Estamos pescando y como pasa siempre, salvo contadas ocasiones, ni vemos peces, ni movimiento, ni los mágicos círculos de las cebas. ¿Cómo podemos encontrar a nuestras queridas truchas cuando pescamos con mosca en los ríos y arroyos de nuestro querido solar patrio?.

Realmente la pesca a mosca va de encontrar un pez al que lanzarle nuestro señuelo, siempre comentamos lo parecida que es la pesca a mosca a la caza. Andamos por el río buscando nuestra presa para lanzarle una mosca, lo cual de base es bueno, mejor una mosca que un balazo.

Atención
Pues bien, la primera derivada es obvia, cuando las truchas están subiendo activamente, en medio de una eclosión de mosca de mayo o de tricópteros, es bastante claro donde están asentadas nuestras amigas en la tabla o corriente donde andamos pescando.

Otra situación clara es cuando pescamos en nuestro río favorito o en algún curso que conocemos o hemos pescado previamente, es muy probable que los peces estén en los mismos sitios donde en ocasiones anteriores hemos obtenido capturas en las mismas o semejantes condiciones de agua, temperatura y luminosidad.

¿Cómo encontrar a las truchas?(I).
Pero hay ocasiones, como cuando pescamos en un curso desconocido para nosotros o simplemente las condiciones no son parecidas a otras ocasiones que hemos pescado el mismo sitio, que la ausencia de actividad o de signos visibles de la misma, en las que resolver el problema de la localización no es tan fácil.

Es en estos momentos cuando aparece, o no, la famosa capacidad de “leer el agua”. El pescador tiene que ser capaz de “leer el agua”, es decir, identificar aquellas partes del río, donde es probable que esté apostada una trucha.
Somos mineros explorando en la mina en busca de la ansiada veta de oro. Y más o menos con las mismas probabilidades si no aplicamos un poco la lógica, la experiencia y nuestros conocimientos.

Las truchas siempre tienen hambre.

Mi buen amigo Ramiro, siempre dice que haya o n haya actividad visible, las truchas siempre están y siempre tienen hambre. Y es cierto, en mayor o menor medida; puede que estén alerta, puede que sus cuerpos por efecto de la temperatura estén menos activos, puede que el calor les reste actividad. Pero siempre tienen hambre. Los peces tienen poca memoria y además como animales salvajes que son no pierden oportunidad de alimentarse si no hay otra necesidad mayor que las distraiga. Es el principio de economía de la naturaleza, aprovechan el recurso existente al máximo en la escala de valores de obtener energía, reproducirse y no morir a manos de otro animal o de un fenómeno atmosférico. Esa es la simple escala.

¿Cómo encontrar a las truchas?(I).

Esto es especialmente cierto en los ríos de corriente rápida en las cabeceras de las cuencas, donde las truchas tienen que gastar mucha energía para mantener su posición en el actual cuando hay agua, y donde hay poca comida accesible en el estiaje o el coste de obtenerla es alto.

Quizás os acordéis de algún día de pesca en algún rio pequeño, en el que a cada postura saltaba una trucha sin importarle nada la imitación que pusieseis. Truchas oportunistas desesperadas por comer cualquier cosa sin hacer asco a casi nada.

El hecho de que las truchas silvestres estén ansiosas de tomar una mosca seca es una de las cosas que hace que la pesca con mosca en las cabecera de los ríos sea tan productiva y divertida; una vez localizada una buena postura con altas posibilidades que tenga premio (Es decir, que haya una trucha en ella) es posible conseguir que suba a una mosca seca, aunque claramente la alimentación de las truchas se realice preferentemente por debajo de la superficie.

Atención
Por lo tanto, una cierta capacidad de leer el agua para localizar los peces en el río es muy valiosa para cualquier pescador en un río o arroyo de cabecera. No podrás localizar a los peces en el río, a menos que primero puedas “leer” el río y aislar los posibles puntos calientes.

Donde localizar truchas en un río.

Hay varias localizaciones posibles que suelen ser ocupadas por las truchas en los ríos. En un antiguo video yanky de Rick Hafele hacía una distinción habitualmente hecha por los norteamericanos en pools, rifles, pockets, runs y banks (Undercut bank). Realmente esta clasificación siempre me ha gustado y la encuentro más especifica y acertada que las que nosotros hacemos que casi siempre hablamos simplemente de tablas, pozas y corrientes. ¿Cómo traducirla?, quizás podría ser pozas, chorreras, huecos, corrientes y solapas.

¿Cómo encontrar a las truchas?(I).

La economía en la vida de una trucha.

En el mismo video de Rick Hafele, consideraba que la vida de un ser vivo, y en este caso de una trucha, se regía por tres principios básicos;

  • Facilidad para obtener comida
  • Confort
  • Refugio frente a depredadores.

Esto se resume en un solo principio; el concepto básico que hay que entender es …, ¡¡¡¡QUE LAS TRUCHAS SON MUY VAGAS!!!. Dicho en palabras más “fisnas”, que la trucha se comporta principalmente por un principio de economía de energía.

Atención
La trucha para tratar de obtener acceso a tanta comida como sea posible mientras gasta la menor energía posible en obtenerla.

¿Cuál es la primera consecuencia de este principio?, que las zonas de agua más tranquila inmediatamente adyacentes al agua más rápida son los puntos principales para la alimentación de la trucha.

¿Cómo encontrar a las truchas?(I).

Los puntos calientes.

Un pescador experimentado estará constantemente buscando las zonas de agua más lenta, o incluso parada cerca o al lado de las aguas rápidas. Atención, no pienses solo en el plano vertical. Para tener éxito has de pensar en tres dimensiones, el plano vertical también cuenta. En un mismo punto la superficie del río puede ser rápida y turbulenta y sin embargo a cierta profundidad el agua puede estar completamente en clama o con una suave corriente incluso inversa.

By | 2017-10-25T15:33:47+00:00 septiembre 24th, 2015|Revista "El Andarríos", Técnica|0 Comments

About the Author:

Empresario, pescador y cocinero desde hace 40 años, en su experiencia profesional ha "metido" por medio a la pesca siempre que ha podido. Enamorado del campo y de los ríos, no pierde una oportunidad de pasear por la rivera de cualquier río castellano o de cualquier fogón manchego o asturiano.

Leave A Comment

Esta es una tienda de demostración para realizar pruebas — no se completará ningún pedido. Descartar