Pesca a tándem

Pesca a tándem

Si me pongo a pensar en la actualidad sobre el método de pesca que más uso, llego a la conclusión de que es con un tándem de dos imitaciones. YA sea una combinación de dos ninfas, una combinación de seca y ninfa o incluso una combinación de dos moscas secas.

Pesca a tándem

Sin embarco cuando hablamos de tándem casi todos pensamos en la combinación de seca / ninfa. Y es esta técnica la que quiero comentar, desde un punto de vista muy básico; las pinceladas justas para animar a usarlo a aquellos que nunca lo han probado.

No es un método nuevo.

A pesar de que hay veces que parece que la pesca a mosca evoluciona mucho y que es revolucionaria, tan solo estamos poniendo nombre y retocando conceptos clásicos que se vienen usando desde hace décadas.

La idea de usar varias imitaciones a la vez no es en absoluto nueva. Pescando con bola de agua es lo normal.

pesca a tandem

Antaño usaban aparejos con muchas más moscas ahogadas de las que ahora se permiten. Así que no hablamos en absoluto de una técnica novedosa, es más bien antigua, y es una técnica que en su nueva reedición, funciona.

 

 

De hecho, es bastante buena idea pescar con varias imitaciones que trabajen en distintas alturas o más superficie en una misma altura. Es una buena técnica la de utilizar más de una mosca cuando se pesca con equipo de cola de rata, o sedal pesado, o como queráis llamarlo. La mosca seca en este aparejo no deja de ser la tradicional bailarina o semibailarina de las cuerdas de pesca a mosca ahogada con bola de agua o buldó.

Cuando usar el tándem

Vamos con un ejemplo de una situación bastante común. Hemos llegado a un río grande, comenzamos a pescarlo, la luz es mala y no vemos nada. Vemos sombras, manchas que se mueven, algas que oscilan…, ¡¡¡joder!!, no vemos nada, no veo si hay peces o no, por supuesto que además no se ceban o lo hacen erráticamente y sin continuidad, y además no vemos ni a dos metros si hay un pez bajo la superficie cómodamente nadando o no. Vamos a tener que pescar al agua y no tenemos claro si van a estar abajo o van a subir a comer en superficia. Además no vemos nada.

pesca a tandem

El río tiene buena profundidad y quizás pescar al agua con una ninfa, o dos, podría ser la mejor opción, pero hemos visto dos peces cebándose cerca de la orilla. Si, esos dos peces cabrones que te hacen dudar si poner la seca y pescar debajo de las mimbreras.

Pues bien, en este tipo de situación, probablemente sería buena idea pescar al agua con una ninfa y una mosca seca. Una combinación de este tipo permite cubrir los interesantes rincones de las profundidades del río con la ninfa, pero estaremos suficientemente seguros de que si las truchas están dispuestas a subir, les estamos dando la opción de que se claven en nuestra mosca seca.

Dos sistemas de tándem

Para montar con un aparejo de tándem seca-ninfa tenemos dos formas:

Conexión directa

  1. Atamos la mosca seca que vamos a utilizar en el extremo del nylon del bajo de línea.
  2. Con un nudo de sangre, atamos a la curva del anzuelo de la mosca seca un tramo de nylon variable. Es decir, en función de la profundidad del río donde vamos a pescar, un tramo que irá desde los cuarenta centímetros un metro o más. Es decir, atamos ese tramo de nylon DIRECTAMENTE al anzuelo.
  3. En el extremo libre (Claro) de este tramo de nylon, ataremos la ninfa.

Una observación respecto a esta forma. Cuando empecé a usar anzuelos sin muerte pensaba que se me iba a deshacer el aparejo; que el tramo de nilón de la ninfa se iba a soltar y no iba a aguantar el movimiento de lanzado. No puedo decir que no me haya pasado en alguna ocasión pero por lo general aguanta razonablemente bien y no se suelta.

pesca a tandem

Conexión por hijuela

  1. Conectamos al bajo un tramo de nylon en función de la profundidad de la zona de pesca. Lo hacemos usando un nudo de sangre o de barril, pero en lugar de cortar los sobrantes de este nudo, hacemos que uno de ellos quede con una longitud de aproximadamente 10 cms que es donde ataremos nuestra mosca seca.
  2. Al igual que en el otro caso, ataremos nuestra ninfa al final del tramo de nylon.

Aunque la conexión directa evita muchos enganches y el nylon se retuerce menos, y yo creo que la mosca navega con más naturalidad. El enganchar la seca por medio de una hijuela al bajo, facilita mucho el cambio de una imitación por otra ya que para cambiar de mosca seca solo hay que hacer un nuevo nudo. Para alguien como yo que cambia casi en cada poza, eso es mucho ahorro de tiempo y más acción de pesca.

Qué combinación usar en el tándem.

Para pescar con el tándem es muy importante usar una ninfa con un peso bien proporcionado y ajustado a la profundidad que vayamos a pescar. Esto también asegurará que cuando se lanza el tándem al agua, la ninfa vuela por el aire delante de la mosca seca, es decir, el conjunto de las imitaciones van en el orden correcto, evitando así que las dos moscas se enreden.

También es importante utilizar una mosca seca con mucha capacidad de flotación, ya sea con bastante pluma, o montajes en pelo de ciervo, ya que la ninfa estará constantemente tirando hacia abajo de la mosca seca a lo largo de su recorrido por la corriente.

Siempre es conveniente que tengamos presente, que la mosca seca ha de tener capacidad suficiente de sostener la ninfa que vayamos a usar, ya que cuando el sistema esté en el agua atravesará zonas con corrientes y turbulencias que arrastrarán a la ninfa, y esta a la seca. No escatiméis flotabilizante en la mosca seca.

pesca a tandem

El tándem como alternativa a los indicadores.

Una de las grandes ventajas de la pesca con este sistema es que si la ninfa es atrapada por una trucha, la mosca seca se detendrá y desaparecerá bajo la superficie de repente, o se moverá bruscamente hacia un lado de forma antinatural.

En otras palabras, la mosca seca actúa tanto en la captura de peces como de indicador de picada.

Realmente yo, en muchas ocasiones, uso la mosca seca del tándem como indicador de picada en ciertas ocasiones. Si quiero pescar con una ninfa zonas con mucha agua, que casi siempre opto por el tándem de la forma que acabo de describir. Ríos con mucha superficie y una cierta profundidad con grandes corrientes y tablas, son ideales para esté método.

Seguiremos hablando del tándem.

By | 2017-11-22T18:40:37+00:00 septiembre 4th, 2015|Revista "El Andarríos", Técnica|0 Comments

About the Author:

Empresario, pescador y cocinero desde hace 40 años, en su experiencia profesional ha "metido" por medio a la pesca siempre que ha podido. Enamorado del campo y de los ríos, no pierde una oportunidad de pasear por la rivera de cualquier río castellano o de cualquier fogón manchego o asturiano.

Leave A Comment

Esta es una tienda de demostración para realizar pruebas — no se completará ningún pedido. Descartar