Dorados en los Esteros del Iberá (Partes 3)

Dorados en los Esteros del Iberá (Partes 3)

Carlos Sánchez menciona “hacer navegar su mosca en aguas profundas y transparentes, sentir el poderoso pique de un gran pez, ver el agua estallar en un salto dorado y sostener una furiosa embestida es algo que ningún pescador con mosca puede olvidar”.

Completando el desarrollo de actividades realizadas el 17/10/2015, pasamos a:

  • Fin de la primera jornada
  • Satisfechos con lo que llevábamos experimentando en todos sus aspectos importantes, nos fuimos acercando, a medida que comenzaba a caer la tarde, al sector del canal de acceso para jugar las últimas cartas pesqueras en dicha zona. Con mayor precisión en el lugar donde el guía había obtenido el primer dorado el día anterior y también en la zona donde vimos esa mañana dorados atacando un cardumen de sábalos.

    Esteros de Iberá, tercera parte_9

    Reparadoras duchas, en mi caso como es costumbre, con agua bien caliente, produjeron un mejoramiento muscular y energías para continuar el resto de la jornada, parte también agradable donde las conversaciones e intercambio de opiniones con la gente del lodge en un trato agradable producen un cambio sobre lo no conocido hasta el momento, discernimiento y bienestar.

    Pronto estuvo lista la cena: tarta de verdura, medallones de carne vacuna con puré, flan con dulce de leche, el habitual buen vino argentino y todos los complementos que hacen a la buena cocina.

    Esa noche “me desmayé hasta la mañana siguiente”. Amanecí a las 6.00 y me fui a hacer unas fotos por los alrededores, regresando para el desayuno y habiendo notado un cielo casi encapotado, temperatura baja y viento importante.

    Estaba previsto pescar el Río Corriente desde sus nacientes en un trayecto de unos 25 km.

  • Comienzo de la segunda jornada completa
  • Un importante desayuno que tras consumirlo, en mi caso reforcé con reiteración de café negro, entibió mi interior, lo que necesitaba, quizás por haber salido temprano con abrigo insuficiente.

    Esteros de Iberá, tercera parte_8

    Recorrimos el canal de acceso al río Corriente observando atentamente para detectar posibles dorados cazando.

    Estaba muy fresco y ventoso y durante las primeras horas descartamos por ello las cañas de Fly, actuando uno en spinning y el restante en Bait.

    Nuevamente Luciano consiguió las primeras capturas hasta que, por mi parte, clavé un buen dorado que quedó registrado en video en uno de sus saltos y del que no llegamos a obtener fotos pues zafó del señuelo casi de inmediato.

    Si bien río abajo en los primeros kilómetros sigue habiendo esteros, el cauce se muestra más definido. No puedo decir que encajonado debido a la altura superior a la media que registran los esteros en la primavera. De todas formas se nota un cambio en corrientes más fuertes, con correderas e ingreso de agua a los bañados en sectores propicios para encontrar al maravilloso pez.

    Algunos sectores más elevados que no puedo definir como costas dejan ver con mayor claridad la gran cantidad de, primordialmente yacarés y carpinchos. Continuamente avistábamos grandes aves como chajás y caraus, los habituales teros y los jilgueros esteños con su melodioso canto. Cabe señalar que en los esteros en lo que hace a aves hay 250 diferentes.

    Este paraíso natural alberga al yacaré, al ciervo de los pantanos, al lobito de río, y al aguará guazú o lobo de crin, especies reconocidas como Monumentos Naturales de la Provincia de Corrientes.

    Esteros de Iberá, tercera parte_7

    Fuimos bajando unos kilómetros el río hasta pasado el mediodía. En el trayecto tras unas tres horas de pesca con señuelos comenzamos la pesca con mosca, especialmente en lugares que permitían lances sin mayores dificultades que castear de revés. Carlos Sánchez menciona “hacer navegar su mosca en aguas profundas y transparentes, sentir el poderoso pique de un gran pez, ver el agua estallar en un salto dorado y sostener una furiosa embestida es algo que ningún pescador con mosca puede olvidar”.

    Con aguas más bajas, cosa que se espera a medida que avance la temporada, los dorados se concentran en sectores y son más fáciles de ubicar. Con aguas altas como en esta oportunidad el conocimiento del guia juega un papel más importante.

    La técnica era sencilla: desde el centro del río lanzamientos aproximados a los 90 grados o algo más buscando la profundización de la mosca, correcciones en deriva muerta buscando el ataque de los dorados más grandes, que en teoría debían producirse antes que la mosca se pusiera en la misma dirección que la corriente.

    Las bocas de ingreso o egreso de agua son lugares donde la corriente se acelera y las chances de encontrar dorados se eleva.

    Llegó la hora del almuerzo que nuevamente por nuestra elección fue una “picada” con salamines, queso y complementos, empanadas de carne y las mismas bebidas del día anterior.

    La decisión de viandas, en ambos días fue tomada para aprovechar más horas de recorrido y pesca por los esteros y el río. En verano, y fuera de éste, normalmente se corta a mediodía y en el lodge se almuerza liviano y hay tiempo para una siesta donde los días de calor se disfrutan los equipos de aire acondicionado. Normalmente el cliente tiene 8 horas de pesca por jornada. En nuestro caso obtuvimos, con la conformidad del guía, alrededor de 11 diariamente a efectos de obtener más material.

    Carlos Sánchez nos había comentado que se pueden llegar a obtener otros peces como cabeza amarga o san Antonio, tararira y palometa. Con río Corriente bajo, también surubí, pero nuestra idea era obtener y mostrar dorados por lo que la demás pesca quedará para otra visita al lodge donde, seguramente, obtendremos algunos de éstos y por supuesto seguiremos disfrutando la pasión por la pesca del Dorado.

    Esteros de Iberá, tercera parte_6

  • Esa tarde
  • Debo reconocer que ya con edad presto a jubilarme no me quedan energías suficientes como para hacer lanzamientos ininterrumpidos durante 11 horas de dos días por lo que discontinué ese ritmo de pesca y me dediqué, dentro de la embarcación, más a la fotografía y video, la observación y las habituales conversaciones destacando las virtudes de mis compañeros y como no decirlo, corrigiendo según mi costumbre perfeccionista cualquier cosa que según observara se pudiera mejorar en Luciano, aunque debo reconocer que a veces pequeñeces.

    Varios piques más fueron obtenidos por él y en mi caso dispuesto a conseguir un buen dorado dentro de mi regulación de energía. Tuve alguna respuesta con señuelos nacionales marca Alfers e importados como el Yozuri Magnum Azul/Celeste/Plateado. Este último me permitió disfrutar un buen dorado.

    Esteros de Iberá, tercera parte_5

    Como el día anterior, la tarde mejoró y apareció el sol con más fuerza, aunque a última hora se nubló nuevamente.

    Esas horas de sol coincidieron con mayor actividad de dorados que en apariencia tenían buena alimentación. En algunas oportunidades, probadas moscas o señuelos eran seguidos por ellos y al ser avistados por nosotros, le imprimíamos más velocidad al artificial simulando un pececito que quiere escapar y pese a ello no obteníamos el ataque.

    En una oportunidad Luciano clavó uno y en el trayecto de acercamiento y reducción pudimos observar (para ello es importante contar con anteojos polarizados) que el que estaba en proceso de reducción venía escoltado por otros dos ejemplares.

  • Equipos utilizados
  • Luciano: Caña # 8 Redington Freewater con línea de hundimiento III Y reel STH; caña Surfish Cherokee 7/8 con reel Redington Large Arbor y línea WFF8. En Spinning caña Rhino, reel Spinit y monofilamento 0,35. Señuelos surtidos en abundancia.

    Jorge: Caña # 8 Sage XP, Reel Scientific Anglers provisto de spools cargados con Línea Cortland Quick Descent, una línea de hundimiento 2 y otra WFF 9, leaders de monofilamento decreciente sin uniones que fabricación propia y cables de acero 20/30 libras. En baitcast cañas Daiwa Gold 1962 y Fivestar Concept FC-661-HFB, reel Marine Sport 9000 cargado con multifilamento. Para Spinning Caña Sage GSP 470, Reel Abu Garcia con monofilamento 0,35.

    Esteros de Iberá, tercera parte_4

  • Regreso al Lodge “El Dorado”
  • Satisfechos, ya casi de noche, regresamos. Carlos nos esperaba conociendo ya los resultados de la pesca debido a las comunicaciones por radio con el eficiente guía Tulio.

    Cabe aclarar que normalmente y con mayores temperaturas y sin acción eólica, condiciones climáticas que no tuvimos, en la ultima hora el repelente de insectos siempre debe estar preparado. Ninguna de las tardes que estuvimos pescando fue necesario.

    Carolina, siempre atenta, nos esperaba con el café listo.

    Esteros de Iberá, tercera parte_3

    Aprovechamos el rato antes de la cena para realizar atado de moscas bajo la conducción de cámaras por parte mía y de Luciano en un trabajo complementario en el que probablemente una de ellas será presentada a los lectores, en este medio, oportunamente. Una realizada por Tulio y la otra en mi caso. Al guía le tocó el turno en primer lugar y me obsequió su realización, gentileza que devolví con la que por mi parte realicé.

    La cena de despedida estuvo lista: Cordero al asador con ensaladas varias, una especialidad del lodge y en general de las estancias correntinas. Como de costumbre no faltó el buen vino y postre con los complementos habituales.

    Esteros de Iberá, tercera parte_2

    Continuará en: DORADOS EN LOS ESTEROS DEL IBERA – CUARTA PARTE donde trataré la parte faltante hasta la partida, la reglamentación, los permisos de pesca, más detalle de los servicios del lodge, Épocas adecuadas de pesca, régimen de alturas de los esteros y toda información que considere necesaria para el turista y pescador que esté dispuesto a visitar nuestro país y en él la estancia y lodge El Dorado.

    DATOS UTILES DEL LODGE EL DORADO:

    Tel/Fax: 0054 3773 420660

    Cel.: 03773-15629838

    www.eldoradofishing.com.ar , estanciaeldorado@hotmail.com

    Mercedes (Corrientes)

    República Argentina

    Esteros de Iberá, tercera parte_1

    ASESORAMIENTO:

    Jorge López Basavilbaso – jclopezbasavilbaso@gmail.com / Cel.: 54-9-11-5036-6480

    NOTA: Amigos lectores, he asumido llevarles responsablemente las características importantes de la pesca del dorado en Argentina y los servicios que encontrarán en cada lugar que sea motivo de próximos artículos. Espero haber sido eficiente en esta tercera parte de los Esteros del Iberá.

    Les dejo un cordial saludo hasta la publicación de la tercera parte de este artículo de pesca y turismo.

    Texto y Fotos: By Jorge López Basavilbaso


    Categories: Sin categoría

    About Author

    Jorge López Basavilbaso

    Antiguo socio activo de la Asociación Argentina de Pesca con Mosca, socio fundador de la Asociación Argentina de Pesca con Señuelos y difusor de las actividades de ambas asociaciones. Instructor. Periodista que desarrolla su trabajo en 6 medios con continuidad y 3 mas en la medida de sus posibilidades de tiempos en la actualidad. Cinco escritos distintos para Argentina, Chile y Uruguay; en un programa de radio que se emite 5 veces por semana y también en un programa de TV semanal. En España en ElVeril.com y la Revista El Andarríos.

    Write a Comment

    Only registered users can comment.